Conozca la historia del oficial del Ejercito que ordenó el asesinato de su novia embarazada en la Guajira venezolana

El primer teniente del Ejèrcito venezolano, Melanio José Monasterio, hizo la última actualización de su estado en la red social Facebook el pasado sábado 12 de abril. Es una foto suya abrazando una muchacha uniformada de faena. La misma chica que aparece junto a el en decenas de imágenes publicadas en el perfil social.
Pasará algún tiempo para que pueda hacer otra, ya que esa misma noche sus superiores en el Fuerte Mara, ubicado en la Guajira venezolana, en jurisdicción del occidental estado Zulia, lo detuvieron preventivamente por su relación con el homicidio de una soldada voluntaria..

Se trata de Estefani Luz González, una muchacha de 19 años de edad,  asesinada a tiros el pasado 6 de abril en el sector La Tellería parroquia La Concepción, municipio Jesús Enrique Losada del estado Zulia.
Monasterio, según ha determijnado la fiscalía, ordenó su muerte y le pagò entre 6 mil y 15 mil bolívares a unio de sus soldados para ejecutarla.
La razòn para matarla fue que la chica estaba embarazada del joven oficial y se habría negado a abortar, según el relato de Clara González, prima de Estefani, recogido por la prensa regional.
“Una semana antes de su muerte, ella me comunicó que estaba embarazada de ese hombre y que tenía miedo de darle la noticia a su mamá, yo le pregunté que porque no se había protegido para evitar el embarazo y me dijo que ella era feliz con Monasterios”, narró la prima al diario Panorama.

“Después me llamó llorando y me confesó que su pareja le había dicho que no se haría cargo del niño que iba a nacer, porque él no iba a perder a su esposa y familia. Yo le respondí que no se preocupara que no sería la primera mujer que ha criado sola a un bebé”, aseguró.
Con base en los testmonios de sus allegados el mismo diario precisa que Estefani salió de su casa a ver a Monasterio en La Cañada de Urdaneta, tras recibir un mensaje del militar.
Al otro día encontraron su cuerpo al borde de una cañada en el sector Corea, en el municipio Jesús Enrique Lossada. Recibió tres impactos de bala y fue lanzada desde un vehículo a esa zona, el mismo domingo que desapareció, detalló una fuente de la policía científica.
El cuerpo estuvo en una morgue de la capital zuliana hasta el jueves pasado y su identificación inicial fue gracias al resultado de una prueba de embarazo que llevaba y que tenía su nombre.

La fiscalía efectivamente determinó que Estéfani tenía tres meses de embarazo, y ha detenido al soldado Yoserman Villalobos (21) y los civiles Andry Polanco (22) y Keivy Crespo (23), por presuntamente ser los autores materiales del asesinato.

Una versión indica que hay dos mujeres involucradas, quienes serían amigas de la víctima, al igual que los dos homicidas civiles.

Por supuesto esa ultima actualización de Facebook de Monasterio estaba dirigida a su novia, quien es otra oficial del Ejército y con quien mantenía una prolongada relación que se remonta, según.Facebook, a diciembre de 2011.

Sin embargo también es evidente que la pareja había comenzado a experimentar algun conflicto. Sólo el 25 de marzo pasado le escribió Melanio le escribió a la novia dos mensajes en los que prometía que se casaría con ella y le decía que "apesar de todo estoy contigo jejejejeje seguimos juntos y solo son pequeñas cosas que suelen pasar". Parecía estar disculpándose de algo.

El 28 publicó una foto de portada donde los dos se besan en un área de playa. Y luego hubo un prolongado silencio hasta horas antes de la detención el pasado sábado.

Ese mismo día la novia escribió, quiza como respuesta, "Dios solo tu tienes el poder no quiero más comentarios", 

Probablemente esa petición, tras la dantesca revelación del crimen, no sea tan facil de complacer.

Tanto Monasterio como su novia son egresados de la Academia Militar de Venezuela y forman parte de la promoción Comandante Supremo de la Revolución Bolivariana Hugo Chávez Frías y sus sables de comando se los entregó el presidente y comandante en jefe, Nicolás Maduro.





Publicar un comentario